Escapate

Cuadrilla de Ayala

Qué ver en Gorbeialde

¿Qué ver en Ayala? La Cuadrilla de Ayala tiene numerosos y diversos lugares para descubrir. ¡Es maravilloso pedalear entre sus valles, tradiciones y puertos como el de Orduña! (Aunque muchas veces nos cueste lo suyo subirlo) La recompensa es ver la inmensidad del valle y el nacedero del Nervión, que explosiona en otoño e invierno. ¿Te gusta lo tradicional? ¡Sumérgete en la vida rural en localidades como Quejana o Artziniega!

Avistamiento de aves en Aiaraldea

Avistamiento de aves en Aiaraldea

El Valle de Ayala y en concreto la formidable muralla que forma la Sierra Salvada es una de las mejores zonas que hay en Euskadi para realizar avistamiento de aves o birding.

Sobre las laderas de la Sierra habitan diferentes especies como, el alcaudón, el dorsirrojo y el torcecuello; mientras que en los pastizales y brezales de la parte superior, abundan los escribanos cerillos y los bisbitas alpinos.

Los impresionantes 25 kilómetros de largo de pared caliza que forman la sierra, sirven como lugar de nidificación a una importante comunidad de aves rupícolas, entre las que destacan el alimoche común, el buitre leonado, el halcón peregrino o las chovas piquigualda y piquirroja.

El Valle de Ayala

El Valle de Ayala

El Valle de Ayala se ha convertido en el principal reclamo turístico de la Cuadrilla del mismo nombre. Un amplio valle por el que discurre el río Nervión en su trayecto hacia el mar Cantábrico.

Las frecuentes lluvias contribuyen en mantener un entorno permanentemente verde, ofreciendo extraordinarias panorámicas, en las que se combinan el hábitat rural, caracterizado por el típico caserío vasco, con amplias zonas de pastizal, arroyos y montes aislados dispersos por el valle.

En el valle, el visitante puedes disfrutar de una amplia gama de productos artesanos típicos de la zona: quesos, embutidos, productos hortícolas y el vino típico de la zona: el txakolí.

Sierra Salvada

Sierra Salvada o Gorobel y el mirador del Nervión

El conjunto montañoso de Sierra Salvada o Gorobel constituye el límite sur-oeste de la Cuadrilla de Ayala. Se eleva como una impresionante muralla rocosa con un desnivel superior a los 400 metros sobre el Valle de Ayala. Tologorri, Ungino y Txarlazo son sus cumbres más emblemáticas.

La cara que da al valle ofrece paredes fuertemente escarpadas con laderas ocupadas por frondosos valles que descienden hacia el valle. Por el contrario, en las laderas orientadas hacia el sur, mirando a la provincia de Burgos, se pueden contemplar zonas llanas, ocupadas por pastos, matorrales y hayas.

Esta variedad, forma un hermoso paisaje irregular que se extiende a lo largo de unos 20 kilómetros, en el que el mayor de sus atractivos son sus increíbles vistas panorámicas. La vista por excelencia es la que nos ofrece el Mirador del Nervión. Un balcón suspendido sobre el Cañón de Délika desde el que es posible divisar en época de lluvias la espectacular cascada, de aproximadamente 300 metros, conocido como salto del Nervión.

Otra opción para los amantes del senderismo es recorrer el Camino Real de la Sopeña o el GR-284, ruta que fue eje principal de comunicación y comercio en la Edad Media, entre los municipios de Quejana, y Artziniega.

Conjunto Monumental de Quejana

Conjunto Monumental de Quejana

El Conjunto Monumental de Quejana se encuentra a 11 de kilómetros de Artziniega, en el término municipal de Ayala. Fue catalogado como Monumento Nacional del País Vasco en 1984.

Está compuesto por el Palacio Fortificado de Los Ayala, que alberga en la actualidad el Museo de Arte Sacro, el Torreón Capilla de la Virgen del Cabello, la Iglesia de San Juan Bautista y el antiguo Convento de las Madres Dominicas.

Destaca la planta baja del Torreón Capilla, donde están los sepulcros de los Señores de Ayala y una copia del retablo gótico del siglo XIV, cuya copia original, se exhibe en la Galería de Arte de Chicago, Estados Unidos.

Casco histórico de Artziniega

Casco histórico de Artziniega

Esta Villa fundada en 1272 por Alfonso X ‘El Sabio’ fue declarada Conjunto Histórico-Monumental en 1996 por el Gobierno Vasco.

El casco histórico de Artziniega lo forman edificios señoriales, palacios y casas-torre en los que aún se conservan 47 escudos. Estos edificios pertenecieron a familias nobles que se asentaron en Artziniega cuando esta villa era un cruce de rutas comerciales entre Castilla y los puertos de Bilbao y Cantabria.

Museo etnográfico de Artziniega

Museo etnográfico de Artziniega

El Museo Etnográfico de Artziniega se encuentra situado en la villa medieval del mismo nombre. Este complejo museístico es un homenaje al ser humano en el que se puede visitar una amplia y variada exposición sobre el estilo de vida rural y urbano de los habitantes de la zona. En él, se recrean aspectos de la vida cotidiana de nuestro pasado, como el hogar, el trabajo, el acarreo, la cosecha, la agricultura, la cuadra, etc.

El museo, que ocupa un total de 3.500 metros cuadrados, abrió sus puertas en 1984 y fue ampliado en 2004. Cuenta con un edificio principal, un edificio anexo, un anfiteatro y una huerta de plantas medicinales.